profile

¡Hola capitanes y capitanas!

Las 3 horas

Published 6 months ago • 5 min read

Este fin de semana son las 3 horas de Costa Rica, la competición más destacada de Centroamérica, que ha situado al país en la cima del automovilismo. Mis recuerdos de esta carrera se remontan a mis cuatro años de edad, cuando solía ir a la famosa "curva Toyota". Allí, nos divertíamos jugando mientras observábamos cómo los autos rugían a toda velocidad. Un momento especialmente emocionante fue a los dieciocho años, cuando tuve el privilegio de participar en mis primeras 3 horas con la Escudería Toyota, conduciendo el famoso Starlet.

La Escudería Toyota, fundada por mi abuelo Xavier Quirós en la década de 1970, desempeñó un papel fundamental en el automovilismo costarricense. Aunque mi abuelo nunca fue piloto oficial, su pasión por el automovilismo se reflejaba en la introducción de los primeros autos de competición, como el Toyota Levin. Su trato cercano y alentador hacia los corredores ha dejado una huella imborrable, como lo expresó Freddy Alvarado sobre don Xavier: "Siempre recibí una sonrisa que brindaba confianza para seguir adelante, sin importar el resultado".

Las primeras carreras se llevaron a cabo alrededor de La Sabana, pero fue en 1974 cuando se inauguró el Autódromo La Guácima que por limitaciones financieras, se construyó una pista de solo 2200 metros de longitud. Esta luego fue ampliada y se marcó el inicio de una época dorada para el automovilismo costarricense y la Escudería Toyota.


Sin embargo, en 1997, La Guácima cerró sus puertas, para renacer en 2003 gracias a la adquisición de don Carlos Rodríguez, restableciendo las emblemáticas 3 horas de Costa Rica donde competí por primera vez. Mi participación en esta carrera tuvo bastantes desafíos. Recuerdo la primera vez que lo probé, el carro tenía años de estar llevando polvo y en la primera curva aceleré y choqué con otro auto pero por dicha fue un roce pequeño y pude seguir pero el carro era inmanejable. Entre a pits y resulta que las llantas estaban tostadas, tuvimos que arreglar el carro soplados a puro “racing tape”. Obvio, pusimos llantas nuevas y a partir de ahí todo empezó a ir mejor y creo que llegué de 2do en la categoría habiendo salido de último. Fue un chuzo de experiencia y el inicio de muchos triunfos con el Starlet.


Esa, en realidad, no fue mi primera carrera. Desde 1998 me monté, o mejor dicho, me montaron en un carro de carreras pero de rally. A mis 12 años fui copiloto de mi papá por casi cinco años y aunque logramos campeonatos, descubrí que mi verdadera pasión era ser el que maneja. Ahí aprendí mucho de él y claramente fue mi mentor en las carreras de carros pero yo quería salir y probar por mi mismo que podía ser el mejor.


Se presentó una oportunidad para manejar un auto de rallies cuando Marcos Ligato vino a impartirnos un curso. La emoción que sentía en ese momento era palpable, y recuerdo claramente sus palabras al decirme que tenía talento y que estaba listo para darle gas. Me emocione más de la cuenta y hasta ahi llego mi carrera deportiva como piloto de rally, a las tercer curva di tres vueltas en el aire.


Luego de explorar nuevas opciones, en 2003 decidí ingresar en el mundo de los karts en la categoría Rotax Max. Formamos un grupo excepcional de pilotos, entre ellos Diego Rodríguez, Juani Sanso, Lionel Peralta, José Montalto y al destacado piloto a vencer, Charlie Fonseca. Todos perseguíamos incansablemente a Charlie, ya que estaba en un nivel superior, pero tras varias carreras, logré vencerlo en la Villa Olímpica. Tuve además la oportunidad de ir a correr en el Grand National con los mejores pilotos de USA donde quedé en 5to lugar y por un puesto no pude clasificar al mundial.

Posteriormente, di el salto de nuevo a los automóviles, participando en la reconocida Copa Yaris. ¿Quién no recuerda este evento? Para mí, ha sido uno de los mejores acontecimientos deportivos, fusionando emocionantes carreras de autos con elementos sociales, como conciertos, que atrajeron a numerosas personas nuevas al deporte.

Después de diversas experiencias en rallies, karts y la Copa Yaris, surgió la oportunidad de competir en fórmulas en Francia en 2003. Aunque la experiencia fue sobresaliente, también fue reveladora sobre la dificultad de destacar en un campo tan competitivo a una edad más avanzada. Opté por regresar a estudiar y seguir corriendo como un pasatiempo.

Luego de varios años corriendo con El Starlet y karts tuve la super oportunidad de ir a correr fórmulas a Francia. Corrimos con pilotos como Jean Eric Vergne y Romain Grosjean, ex pilotos de Formula 1. La experiencia fue espectacular pero también me ayudó a poner los pies en la tierra y darme cuenta lo difícil que era ser piloto profesional con tanto talento que existe. En ese momento yo tenía 21 años y ya era algo viejo para estar apenas comenzando a correr fórmulas.

Los siguientes años manejé el Toyota Altezza, uno de los mejores carros que he corrido y un par de años después me dieron la oportunidad de manejar el Supra donde gané las 3 horas con mi tío Javier. Una navesota!


En el 2010 me fui a trabajar para Toyota Estados Unidos y corrí la Porsche Cup. Las pistas y el carro fueron mucho más de lo que pude haber soñado en algún momento. Me acuerdo de mi primera carrera que fue en Laguna Seca y salí de último y terminé 2do, de las mejores carreras de mi vida. Este campeonato solo pude correr 5 de las 7 fechas pero logré varias pole positions, dos primeros lugares y dos podios.

Del 2012 al 2018 estuve fuera de pistas pero no pude aguantar la necesidad de competir y me metí a darle en side x sides, que bueno estuvo. Piques y mucho barro.

También volví a desempolvarme con los karts donde íbamos de vez en cuando un grupo de pilotos amigos a practicar. En una de esas, tuve uno de los peores accidentes de mi vida. Entre a una curva y en vez de pianos había una llanta, no calculé bien y la llanta trasera mia pellizco una de las llantas puestas ahí y me mandó volando por los aires. No se como no me quebré nada, pero pasé varios días casi sin poder caminar del golpe tan fuerte y contracturas que tuve.


En el 2018 volví a las competencias en el campeonato CTCC que fue el peor a nivel de resultados, no logré ni un podio. Me sentí frustrado y por algún momento pensé en no seguir corriendo, yo soy alguien super competitivo y de verdad que lo deje de disfrutar. La mente juega un rol súper importante en esto, pero al final terminé el campeonato disfrutando las carreras y prometí volver a subirme al podio en algún momento. Esto se dio en el 2019 en las 3 horas de Costa Rica donde con el Toyota CTCC logre quedar de 3ero.


En 2021 desempolvamos el Toyota Supra y tuve la oportunidad de correr con Milo Valverde por primera vez en mi vida. La familia Valverde y nosotros siempre habíamos sido rivales en pista por lo cual fue algo bonito en todo sentido. Milo es el piloto más rápido de Costa Rica y he tenido la oportunidad de aprender mucho de él durante este tiempo. Ganamos en El Salvador y en Costa Rica contra carros y pilotos de muy alto nivel pero luego vino covid y se acabó la fiesta

En 2023, vuelven las famosas 3 horas de Costa Rica. Sabemos que va ser muy difícil ganarle pues vienen pilotos muy buenos y carros de carreras más modernos. Aun así, vamos a darle todo por ganar y empezar a pensar en el auto nuevo o en mejorar el actual para ganar todo en 2024. Gracias a todos los fiebres que nos siguen y apoyan. Nos vemos en las 3 hrs de Costa Rica.


¡Hola capitanes y capitanas!

Soy Amadeo, un emprendedor de la vida, impulsado por lo social, amante de la adrenalina y papá de dos hijos. Me encantan los negocios, sobre todo los emprendimientos, pero lo que más me mueve es formar más capitanes, que como yo, puedan tener las oportunidades para ser feliz, soñar y dejar una huella.

Read more from ¡Hola capitanes y capitanas!

39 veces 8 ¡Hoy cumplo 39 años! Es increíble cómo pasa el tiempo, ¿no? Pero bueno, es una señal también de que uno está entretenido. No voy a filosofar mucho sobre la edad, dejaré eso para cuando cumpla 40 pero si quiero dar gracias por tantas metas que he logrado cumplir. Quiero reflexionar sobre los sueños. A lo largo de mi vida he buscado la manera de apoyar a las personas de diferentes maneras bajo la premisa de “Potenciar capitanes” a través de Caricaco. A pesar de que cada día hemos...

15 days ago • 1 min read

Hola, ¿Sabían que el 8 es un número súper importante para mí? No los quiero aburrir con la historia, pero es tan significativo para mí que he decidido donar el 8% a causas sociales. Dar es lo que MÁS me mueve en el mundo. Es lo que me da una fuerza extra para tener éxito en los negocios y así poder retribuir y lograr más impacto. Lo hago porque me apasiona y porque siento que es un deber de quienes hemos sido afortunados de tener tanto en esta vida. Caricaco es el legado que quiero dejar. Va...

19 days ago • 3 min read

Hace tres años, decidí buscar una propiedad en Nosara para construir una casa, irme a vivir temporalmente con mi familia y luego alquilarla como negocio. Todo comenzó con un modelo en el que compraba una propiedad grande, construía cinco casas y la mía me salía "gratis". Estuve a punto de comprar una propiedad, pero, por suerte, varios de los inversionistas que había invitado se retiraron y no pude hacer el negocio (creo que me hubiera “embarcado”). Un poco frustrado porque no se concretó,...

about 1 month ago • 5 min read
Share this post